Noticias — June 29, 2015

Los miembros de la JCI toman acci??n continua para ayudar a refugiados en todo el mundo

El Día Mundial del Refugiado, que se honra cada año el 20 de junio, es un momento para que las personas en todo el mundo se reúnan para hacer un reconocimiento a los que huyeron de la violencia y la persecución en sus países de origen así como a los que los ayudaron a llegar a un lugar seguro. 

Los miembros de la JCI en todo el mundo están trabajando para ayudar a los refugiados y unir a las comunidades para proporcionar un futuro más pacífico y próspero. La ayuda a los refugiados por parte de la JCI comenzó en 1954 con la creación de la JCI Operation Brotherhood, un programa iniciado por primera vez para ayudar a refugiados vietnamitas que huían de su país desgarrado por la guerra. Un valor central de la organización es comprender que la hermandad entre los hombres trasciende la soberanía de las naciones, por lo que los esfuerzos constantes para ayudar a los refugiados en el nuevo milenio siempre son un foco de los miembros de la JCI en todo el mundo. 

 

En 2014, la JCI Malta inició el Programa para la Integración de Refugiados "Ying Yang" para crear conciencia sobre los asuntos que rodean la integración de refugiados africanos a la comunidad maltesa y para desarrollar programas que unan a las comunidades para un cambio positivo. Actualmente, la JCI Malta está proponiendo dos programas que con medios creativos facilitarán la integración de refugiados en Malta. El primero: la Huerta Comunitaria que unirá a los malteses y la comunidad de refugiados para trabajar en proyectos que simbolicen la integración y el respeto mutuo por el otro. El segundo: Herramientas para el Aprendizaje Creativo, que incluye la creación de libros ilustrados para fomentar y proporcionar educación a los refugiados sobre la cultura maltesa. 

 

La zona noreste de Nigeria continúa sufriendo los ataques del peligroso grupo terrorista Boko Haram, que dejan decenas de miles de muertos, heridos y personas desplazadas. El Gobierno Federal de Nigeria reveló recientemente que cerca de 650.000 nigerianos han sido desplazados en forma interna, mientras otro millón son refugiados en los países vecinos de Camerún, Chad y Niger. Una cantidad no revelada de estas personas son niños huérfanos, que quedan sin acceso a comida, refugio y educación. La JCI Nigeria se embarcó en una misión para trabajar como comunidad de jóvenes ciudadanos activos por el cambio al desarrollar el proyecto "Displaced not Misplaced". A través de esta iniciativa, pudieron alimentar a más de 300 huérfanos desplazados, además de progresar a través de este proyecto con dos de los Objetivos de Desarrollo del Mileno de las Naciones Unidas: el ODM 1 de erradicar la probreza y el hambre extremos, y el ODM 2 de lograr el acceso universal a la educación primaria.

 

Para aumentar la asimilación entre Jordania y los refugiados, la JCI Jordan ha organizado cursos de enseñanza de inglés en Jerash Camp para refugiados de Gaza desde 2011, y para refugiados de Siria en el Campo de Refugiados King Addullah Park. Los cursos son semanales y promueven que mujeres y niños refugiados participen en tareas de lectura, escritura y conversación que se realizan en idioma inglés. Dado el éxito de la iniciativa, la JCI Jordan recibió el apoyo de la Embajada Palestina por sus esfuerzos en estas áreas. 

 

Para ampliar el impacto global, desde 2010 la JCI Varese, en colaboración con el Comité de Amigos del Templo Cívico, la iglesia local, el alcalde y los jóvenes alumnos del instituto "Maria Immacolata" organizan todos los años una ceremonia en el Centro por la Paz y la Educación de Busto Arsizio, donde los miembros de la comunidad rezan por las víctimas de la guerra. También, para crear conciencia sobre la campaña de la JCI contra la malaria Nothing But Nets, en el mismo templo se mostró una escena de la natividad en la que sobre el niño Jesús se había colocado un mosquitero de cama tratado con insecticida. Este proyecto anual actúa como recordatorio de que Jesús también fue un refugiado, además de ayudar a los trabajos de concientización y recaudación de fondos para Nothing But Nets

 

Las iniciativas comunitarias de ciudadanos activos de todo el mundo son las que hacen la diferencia en la vida de los demás. El constante compromiso y trabajo de la JCI con los refugiados renueva la energía de los ciudadanos activos y la creencia de que la hermandad de los hombres trasciende la soberanía de las naciones. 

 

¿Tu organización de la JCI ya tiene un proyecto de impacto que puedas compartir? Visita la JCI Project Gallery para publicar tu historia de impacto.

 

 

 

Comparta este artículo
Done
Apoye nuestro impacto! Las donaciones nos ayudan a sostener numerosos proyectos nacionales e internacionales que contribuyen a entrenar, desarrollar y sostener cambio positivo alrededor del mundo